Cómo construir un perfil de usuario y segmentar correctamente

La creación de un perfil de usuario basado en las necesidades de nuestra empresa es vital para conseguir la mayor cantidad de beneficios posible. Por un lado nos basamos en la observación del usuario: las acciones que realiza, las decisiones que toma, su comportamiento así como cualquier otro pequeño detalle que pueda ser determinante a la hora de construirlo.

Cuanta más información consigamos recopilar, más preciso SERÁ.

Antes de completar un perfil tendremos que ubicarlo en un grupo específico: esto es lo que se conoce como segmentación y actúa sobre una serie de variables socio-demográficas: dominios de interés (lo que se conoce como gustos), comportamientos, creencias, hábitos.

Si observamos atentamente todas estas variables nos daremos cuenta de lo importante que es el factor tiempo para ellas. Por lo tanto se pueden recoger para crear toda una serie de campañas que nos vayan a ayudar a conseguir nuestro objetivo final.

 

¿Cómo crear y utilizar la información del mercado?

Poner en marcha una operación de marketing nos ayuda por una parte a utilizar la información que ya tenemos que apuntar directamente a nuestro público objetivo.

Además, nos puede servir para conseguir información adicional con el objetivo de aumentar nuestros conocimientos sobre el entorno y así potenciar el proceso de la segmentación.

En los últimos tiempos podemos encontrar todo tipo de herramientas online que nos ayuda a captar todo esos datos de una forma mucho más sencilla y rentable.

 Relevancia del marketing interactivo en los negocios actuales

 

El marketing interactivo no es más que una serie de herramientas (tipo emails, web-based, redes sociales…) que nos ayuda a conseguir que nuestro mensaje llegue al público de una forma mucho más adecuada que con los métodos tradicionales. Nos nutrimos de las herramientas innovadoras que tenemos actualmente para conseguir los mejores resultados posibles.

El marketing interactivo nos ayuda a recopilar información gracias a los siguientes datos:

 

Examinar la navegación de cada usuario: que tendencia tiene, que páginas visitas, cuanto tiempo está en ellas… así como cualquier otro detalle que podamos llegar a considerar de relevancia.

Evaluación: Una vez que tengamos estos datos nos vamos a encargar de evaluarlos y clasificarlos en función de su relevancia. No todos los datos no tienen por qué servir o puede que lo hagan más adelante. Es por ello por lo que es tan importante este proceso de clasificación para el buen funcionamiento del sistema.

Conclusiones: A partir de las fases anteriores podremos tomar finalmente una conclusión adecuada.

 

Todo este proceso puede parecer algo técnico y realmente no tenemos demasiado espacio como para poder desarrollarlo en estas líneas. Elegir una buena estrategia de marketing online nos ayudará a conseguir nuestros objetivos con mucha más facilidad o a ni acercarnos siquiera.

Nosotros te recomendamos que evalúes las diferentes estrategias para encontrar el mejor resultado posible. Muchas veces no nos quedará otra que ir probando varias estrategias hasta encontrar aquella que más se ajuste a lo que hemos estado buscando.

 

 

Random Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

*